Sabino Ormazabalen babes taldea.

eu | es | cat |

Indarkeria-eza, bizitza eta gatazkei buruzko ikuspegia islatzen duten Sabinoren idatziak


Escritos y posicionamientos suyos relacionados con la noviolencia como actitud ante los conflictos y la vida

05-03-05. Concentraciones de Elkarri en Donostia, Gasteiz y Bilbao.

Nota de prensa de Elkarri:

“(…) Dos son las prioridades: la no violencia y la no exclusión. Ambas deben materializarse por principio democrático y por exigencia social, sin condicionarse ni anularse mutuamente. Elkarri ha convocado hoy estas concentraciones para reivindicar y dar voz a tres voluntades sociales mayoritarias: el cese de la violencia de ETA, la inclusión legal de la izquierda abertzale en las próximas elecciones y el compromiso con una solución negociada.

A esta hora se están celebrando concentraciones en Bilbao, en Donostia y en Gasteiz. Hemos querido que en cada capital, una personalidad con trayectoria y experiencia diferente, lea un mensaje breve, distinto e interrelacionado que haga referencia a una de las tres reivindicaciones de esta convocatoria. En Bilbao interviene Rosa Rodero, para desarrollar el punto relativo a la no violencia; en Gasteiz, Sabino Ormazabal hablará sobre la no exclusión; y en Donostia, Gorka Landaburu tratará el punto relativo a la solución negociada. En nombre de Elkarri, muchísimas gracias por responder a esta convocatoria".

Extracto del mensaje leído por Sabino Ormazabal:

"La inmensa mayoría de la sociedad vasca desea una solución negociada. La inmensa mayoría de la sociedad vasca exige el respeto de todos los derechos humanos para todas las personas. La inmensa mayoría de la sociedad vasca quiere que ETA ponga fin a la violencia y la amenaza y que se acaben todas las violencias de cualquier signo. La inmensa mayoría de la sociedad vasca quiere que todas las fuerzas políticas estén legalmente representadas en el Parlamento”.

“(…) La exclusión es un fracaso de la política y un factor generador de conflictos. La inclusión legal de todas las opciones es la voluntad social mayoritaria".



12-04-05: Gara

“(…) El sufrimiento que unas personas o un colectivo arrastran consigo no puede ser mitigado ni reparado generando otros sufrimientos, y nuevas injusticias, y esto es aplicable en todas las direcciones”.

Mayo de 2005: Entrevista en “Diagonal” y “Viejo Topo”

Entrevista realizada por Montserrat Galcerán, Amador Fernández-Savater e Hibai Arbide a Pepe Uruñuela, Mikel Zuluaga, Patxi Azparren y Sabino Ormazabal. Extracto de las respuestas de este último.

Algunas contestaciones de Sabino:

- “(…) Ni todos los sumarios son lo mismo ni todo se puede meter en el mismo saco, como lo hacen Garzón y el Ministerio del Interior. Sin embargo, todos ellos tienen un hilo conductor y la acusación es común a todos los autos instruidos por la Audiencia Nacional: hubo un tiempo en que decían que la disidencia estaba dirigida y pagada por el oro de Moscú, luego vino la tesis del entorno y ahora la de que todo es ETA o todo lo que no está en el Pacto Antiterrorista está a su servicio.

Ese es el contexto. Pero la Fundación no estaba en esos parámetros. Por eso no intuíamos nada. Es por ello que una primera tesis pudiera ser la del error. En aquel entonces decían querer actuar contra el aparato financiero de ETA y es posible que el hecho de que la Fundación contara con algo de dinero les llevara a actuar a ciegas y, una vez metida la pata, y comprobada la transparencia de la donación y de las cuentas, no supieran cómo sacarla. Esa sería la tesis magnánima, la del error.

Una segunda tesis podría ser la de que como todos los caminos pasan por Roma, en ese echar la red contra todo lo que «da alas al terrorismo» quisieran quitar de en medio a unos cuantos que no han hecho en su vida más que dar guerra desde los movimientos sociales: así se mete miedo al resto y se paralizan de paso varias asociaciones y actividades, poniendo en vilo un tejido social variopinto. Una tercera tesis, la más maliciosa, sería la de que estando en un periodo de tregua, como en el que se estaba cuando nos detuvieron, a nadie se le ocurriera ofrecer alternativas para mantener el conflicto por otros medios, aunque esos medios fueran no violentos.

- (…) Yo nunca he pertenecido a un partido político. Tampoco he sido ni de KAS ni de Ekin, ni de ninguna vanguardia. Pero cuando mi generación entró a pelear en los distintos movimientos sociales ya existía para entonces el conflicto violento tal y como ha perdurado hasta ahora. Nuestra generación se pringó en los temas sociales estando ETA actuando. Si hubiéramos rehusado a hacerlo porque no se puede reivindicar nada hasta que ETA no deje las armas, muchas de las conquistas sociales conseguidas en estos años no hubieran tenido lugar.

La desobediencia civil tiene un campo abierto por delante. Eso es lo que se empezaba a discutir cuando fuimos detenidos. Así lo creía entonces y así sigo creyéndolo ahora”.



10-06-05: Gara

Artículo “Encuestas y mayorías”. Sabino revisa los resultados de 25 encuestas que defienden posiciones mayoritarias de las ciudadanías vasca y española a favor de la negociación y de un proceso dialogado. Y en ese contexto realiza además estos comentarios:

“No parece lógico que desde aquellos sectores que en principio afirman apoyar un proceso dialogado se introduzcan cuñas, bien sea mediante la violencia, bien sea mediante la distorsión de los sentimientos y la realidad.”

“…Negociación es la acción de negociar. Negociar es hablar unas personas con otras para la resolución de un asunto. Diálogo es la conversación entre dos partes para llegar a un acuerdo. Y acuerdo es sinónimo de arreglo. Todo es cuestión de voluntad, aunque no se llegue al cien por cien”.



13-06-05: Firmas de apoyo

Ante una serie de amenazas recibidas por Patxi Zabaleta, se da a conocer una primera lista de personas que se solidarizaban con él, firmando el siguiente escrito:

“Mediante este escrito queremos defender la libertad de pensamiento político y el derecho a la diferencia. Queremos manifestar igualmente nuestro contundente rechazo a cualquier forma de acoso, coacción o persecución personalizada por la defensa de unas ideas”.

Firman entre otros: Patxi Azparren, Txema Ramírez, Hasier Etxeberria, Andoni Egaña, Joseba Tobar, Xabier Mendiguren, Angel Lertxundi, Jon Alonso, Joxerra Gartzia, Serrano Izko, Txema Montero, Jonan Fernández y Sabino Ormazabal.



18-06-05: Seminario de futuro

En junio de 2005 se dan a conocer las conclusiones del informe elaborado por un grupo de personas que ha permanecido más de un año reuniéndose periódicamente en Elkarri haciendo prospección y viendo en qué se podía alcanzar acuerdos, y en qué no, sobre el futuro deseado para nuestro pueblo. Entre las quince persona participantes están Gorka Landaburu (víctima de ETA), Nekane San Miguel, Javier Elzo, José Luiz Uriz, Ramón Zallo, Pedro Ibarra, Iñaki Antigüedad, Teo Santos (ertzaina) y Sabino Ormazabal.

Así lo reflejaron algunos periódicos:

Deia: “Elkarri reúne a 15 personas de distintas ideologías durante un año y logran alcanzar acuerdos”. Correo: “Estudiosos vascos proponen un gran acuerdo en materia de víctimas”. Berria: “Etorkizunari buruzko ikerketaren ondorioak plazaratu ditu Elkarri-k”. Diario Vasco: “Intelectuales vascos proponen un gran acuerdo en materia de víctimas del terrorismo. El Seminario de Investigación de Elkarri apuesta por el diálogo y la necesidad de un código ético”.



Octubre de 2005: Sabino y “El País”

Varios periódicos y medios recogieron como propias, al día siguiente de la detención de Sabino Ormazabal y sus compañeros, las frases textuales del comunicado oficial del operativo policial, sin contraste alguno. Cuando todavía no habían declarado ante el juez Garzón, esos medios rompían la presunción de inocencia y daban por buenas las acusaciones policiales. Es el caso de “El País, donde se adjuntaba a la noticia una especie de biografía de cada persona detenida, afirmando sobre Sabino que era miembro de Ekin. ¿En qué datos se basaba? ¿Qué fuentes, qué investigación, qué contraste había realizado?...

Una vez fuera de la cárcel, con motivo de unas jornadas sobre víctimas en el palacio Miramar en las que Sabino coincidió con el entonces director de Derechos Humanos del GV, Juanjo Martínez Leunda, ambos fueron a comer, encontrándose en el lugar elegido con Genoveva Gastaminza, la periodista de “El País” que firmó el comentario anteriormente referido. Genoveva y Sabino se conocían desde hacía años y éste aprovechó la ocasión para, con buenos modales, solicitarle una explicación. La responsable del rotativo madrileño en el País Vasco le argumentó que se trataba de una información judicial, a lo que Sabino contestó que eso no era posible, pues aún no había declarado (él fue el primero en hacerlo) nadie ante el juez cuando salió la publicación, por lo que era evidente que eran informaciones policiales (quien quiera puede acceder aún hoy a las mísmas en Google o en la web del Ministerio del Interior, comunicado de prensa del 05-10-2000, igualito-igualito al de muchos periódicos). La periodista enrojeció, y Sabino le dijo que para otra ocasión contrastara la información.

Pero no quedó ahí la cosa. Cuando Bidea Helburu se prestaba a confeccionar el programa de las IV Jornadas de Noviolencia Activa, en vísperas del comienzo en la Audiencia Nacional del juicio 18/98, pensaron en que una aportación positiva podía ser la de invitar a varios periodistas a realizar una especie de “careo” con los procesados de la Fundación Joxemi Zumalabe sobre todos aquellos aspectos que quisieran preguntar relacionados con la pieza de desobediencia civil. Puestos a ello, el mismo Sabino concertó una entrevista con Genoveva Gastaminza en las oficinas que tiene “El País” en Donostia. En la misma, Gastaminza le dijo que estudiaría la propuesta, pero a los pocos días le llamó a Sabino para decirle que andaba con mucho trabajo y que declinaba la invitación. Podía haber sido una buena oportunidad para aclarar cosas y explicar el cómo se había llegado a esto. Los procesados estaban dispuestos al strip tease del “careo”, pero no pudo ser. Sin embargo las jornadas se hicieron y el acto programado se modificó y consistió en responder los procesados a las preguntas del público.